IMPUGNACIONES EN 3,2,1…

El viernes próximo el Instituto Electoral del Estado de Zacatecas emitirá el acuerdo mediante el cual se validan los registros presentados por los candidatos independientes y partidos políticos para los distintos cargos de elección popular, ese documento se espera con ansias por los impugnantes electorales.

Existe un apartado en la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales  para evitar la simultaneidad en los procesos internos de los partidos, es decir que una persona no pueda estar participando por una candidatura en 2 instituciones políticas distintas al mismo tiempo.

Los partidos políticos juegan con esa limitante, de forma dolosa a quienes fueron registrados como candidatos dentro del proceso interno, en algunos casos fueron electos y notificados como candidatos y también fueron retirados unas horas antes de concluir el registro ante el IEEZ. Ese fue el motivo por el cual en varios Partidos registraron candidatos de papel.

Solo como un ejemplo, el caso de Héctor Márquez el Chiquis, precandidato del PAN en Jerez, quien conservó la esperanza de una decisión que ayudara por parte de Pepe Pasteles, coordinador general de Ricardo Anaya en Zacatecas, para equilibrar las cosas y evitar fracturas internas. Era del dominio público que Pasteles impondría candidato en Jerez y que quedaría fuera Héctor Márquez. Lo que verdaderamente querían al prolongar la emisión del dictamen,  era evitar que fuera postulado por otro partido.

En el PRD pasó algo similar con la posibilidad de emitir Fe de erratas, se manejó la posibilidad de restituir candidaturas a quienes fueron afectados en el transcurso de la celebración de los “Consejos” y la emisión del Dictamen de candidaturas, fue una tomada de pelo que terminó por abortarse una semana antes de concluir los plazos.

Sin embargo la LEGIPE habla de evitar simultaneidad, por lo que renunciando al proceso interno y a los resultados de dicho proceso en cualquier sentido, podría, dependiendo de los tiempos y los documentos que acrediten dicha renuncia ser postulado por otro partido dentro los plazos legales en el registro de candidaturas.

Claro que las impugnaciones tienen una motivación distinta al simple hecho de apegarse a las normas electorales en estricto sentido, son motivadas por los sentimientos de odio, rencor y venganza de quienes ven sus aspiraciones políticas en riesgo.

Y quienes participaron en los procesos internos en un partido político y resultaron postulados por otro, seguramente tendrán que lidiar con juicios de protección de derechos políticos interpuestos por sus anteriores compañeros de partido y en algunos casos por los del mismo partido que están siendo postulados y buscan beneficiar.

Por lo pronto los abogados en materia electoral inician un tramo de mucho trabajo, muchos clientes que atender, porque a partir del próximo viernes iniciarán en cascada las impugnaciones, solo es cuestión de tiempo.